lunes, 14 de abril de 2014

Padres de convicción

Introducción

Una de las más importantes responsabilidades que tenemos las personas es un ejercicio adecuado de paternidad; la sociedad está en crisis, no por ausencia de progenitores de ni de parentalidad, sino por la ausencia de una autentica paternidad, la cual la ejercen solo aquellos, que son padres por convicción.

Desarrollo

Los padres de convicción son escasos (Proverbios 20:6) 
Muchos hombres proclaman cada uno su propia bondad, Pero hombre de verdad, ¿quién lo hallará?
Lamentablemente es una cruda realidad que tiene a la sociedad al borde del caos. Aunque muchos no lo aceptan ni lo reconocen.  Existen miles de personas que viven llenos de convencimientos, pero que no son personas de convicción.  Están convencidos que son los mejores padres pero no lo son; están convencidos que el dinero es la solución a todos los problemas de la humanidad, pero el dinero no lo es; están convencidos que llevando a su casa provisión material están cumpliendo, pero no llevan no proveen lo afectivo y menos lo espiritual.  Muchos proclaman su propia bondad, pero un hombre  de convicción, ¿Quién lo hallará?

Los padres de convicción no son perfectos, pero hacen su mayor esfuerzo  (Lucas 11:11-13)
¿Qué padre de vosotros, si su hijo le pide pan, le dará una piedra? ¿o si pescado, en lugar de pescado, le dará una serpiente? 12¿O si le pide un huevo, le dará un escorpión? 13Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre celestial dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan?

Un  padre de convicción, no es un padre perfecto, ya que como cualquier persona tiene defectos y debilidades; pero quien asume la responsabilidad de ser padre, movido por el amor a sus hijos, hace su mayor y mejor esfuerzo para darles a estos lo que necesitan.  Son millones de padres en el mundo que no saben cómo ser padres; muchos han tenido que asumir este rol sin saber cómo hacerlo, sin estar preparados. La gran mayoría repiten patrones negativos o equivocados aprendidos de sus padres o parientes.  Los padres a pesar de no ser perfectos, se esfuerzan en dar buenas dadivas a sus hijos.

Los padres de convicción son molde, modelo y ejemplo. (Juan 13:15)
Porque ejemplo os he dado, para que como yo os he hecho, vosotros también hagáis.

Si algo agradecen para su propia formación y la estructuración de la personalidad. los hijos es el buen ejemplo de sus padres. Hay rasgos hereditarios que los toman los padres de los hijos; pero hay otros aspectos que se derivan de la personalidad de los padre y que sirven para moldear la personalidad de sus hijos.  Los hijos terminan adoptando gran parte de las actitudes, conductas y comportamientos de los padres; particularmente, de aquellos padres que ejercen una influencia directa y constante en sus hijos. Un padre de convicción, sabe que las palabras convencen, pero el ejemplo es el que arrastra.  El ejemplo es el mejor de los métodos para la enseñanza a los hijos; estos aprenden de sus padres por lo que ven que ellos hacen y no tanto por lo que les dicen.  Hay una realidad que hemos aprendido en el ejercicio de la paternidad, “como somos nos reproducimos”.  De allí la importancia que los padres den un buen ejemplo a sus hijos en toda su manera de vivir.

Los padres de convicción son personas de carácter y forman carácter en sus hijos (Gálatas 4:19)
Hijitos míos, por quienes vuelvo a sufrir dolores de parto, hasta que Cristo sea formado en
Vosotros

¿Cómo esperar que un padre voluble, endeble, pusilánime, forme un hijo? Se requiere de algo más duro que el diamante para tallar un diamante. Un padre débil de carácter difícilmente podrá formar un hijo con un carácter firme.  Y de esta situación hay muchos casos, tanto en la vida diaria, como también en la Biblia, encontramos algunos registros que son muy ilustrativos.  El Señor tuvo que formar a muchos de los hombres que luego fueron usados en sus planes; pero en un principio, estos se comportaban llenos de conflictos, de temores, de inseguridades. Eran hombres temperamentales, llevados por sus emociones, a quienes el Señor tuvo que formar.

Los padres de convicción dejan legado a sus hijos (Proverbios 13:22)
El bueno dejará herederos a los hijos de sus hijos;
Pero la riqueza del pecador está guardada para el justo.

Un hombre justo, bueno, un  padre de convicción, no está tanto interesado en dejar una herencia material, sino ante todo, una herencia espiritual. Un legado de principios que les permitan a sus hijos aprender a vivir.  Dice la escritura, “el que no provee para los suyos y mayormente para los de su casa, ha negado la fe y es peor que un incrédulo.” (1 Timoteo 5:8) En este caso, hace referencia no solo a lo material, sino a lo espiritual, sin perder de vista, que también deja a sus hijos con una herencia material.

Los padres de convicción se rigen por el modelo de Dios y no el de los hombres (Mateo 5:48)
Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto.

Un hombre de convicción pone la mira en las cosas de arriba; (Colosenses 3:2) sabe que los modelos del mundo son pasajeros. Por eso, se fundamenta en la paternidad de Dios, en sus principios para ejercer su propia paternidad.  Un padre de convicción hace de la Biblia de vida, la cual le “hace enteramente preparado para toda buena obra.”.   Con la crisis de identidad que vive la humanidad, son los modelos tomados de este manual de vida, los que nos hacen permanecer y trascender.

Los padres de convicción se renuevan y con sus obras agradan a Dios  (Eclesiastés 9:7)
Anda, y come tu pan con gozo, y bebe tu vino con alegre corazón; porque tus obras ya son agradables a Dios.

Saben que si hallan gracia delante de Dios, hallaran gracia delante de los hombres. Por eso su paternidad no se mide ni es evaluada según los parámetros del mundo; sino según los principios de Dios. De allí la importancia de hacer las cosas con la actitud y la visión correcta. (Colosenses 3:17,21)

Y todo lo que hacéis, sea de palabra o de hecho, hacedlo todo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él.
18Casadas, estad sujetas a vuestros maridos, como conviene en el Señor. 19Maridos, amad a vuestras mujeres, y no seáis ásperos con ellas. 20Hijos, obedeced a vuestros padres en todo, porque esto agrada al Señor. 21Padres, no exasperéis a vuestros hijos, para que no se desalienten.

Aplicación
Ejercer la paternidad es un mandato de Dios desde el principio, cuando nos da la promesa de ser padres de muchas gentes. Y para lograrlo, debemos comprender la paternidad de Dios y disfrutarla.  Solo la vida produce vida, quien disfruta la paternidad de Dios, conservará esa juventud como hijo de Dios, y con el tiempo, estará preparado, capacitado, equipado, para ejercer la paternidad en otras esferas y con otras personas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Peticiones de Oración Israel

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Iconos Sociales - FOOTER


guillermorodriguezl.blogspot.com.co

"Sígueme en las redes sociales. (Dar clic en los botones)"

Ivoox Blog